ads

Slider[Style1]

Style2

Style6

Style5[ImagesOnly]

Style3[OneLeft]

Style3[OneRight]

Style3[OneLeft]

Style3[OneRight]



Mostrando la creatividad en cada uno de sus platos fuertes, postres y hasta sus bebidas, el restaurante Calalú innovará la forma de comer en Guatemala, ofreciendo al mercado nacional un concepto de comida divertida en cada bocado.


Un ejemplo de este encantador concepto, utilizado en países como Estados Unidos, España, Holanda y China, es la presentación del Tuna Samurái, el cual incluye una espada samurái y más detalles que enriquecen la experiencia culinaria; así como el Lomito Tres Pimientas, que va acompañado de un tenedor gigante y otros conceptos que impulsan nuevamente a desear compartir una fotografía antes de disfrutarlo; y sin dejar a un lado los Mariscos Café de París, los cuales están decorados con la tradicional Torre Eiffel; así como dentro de la coctelería, introducen el Tikal Sour, acompañado de un templo maya, entre otros.

Álvaro Rivera Cabrera, Gerente y Fundador de Calalú comenta: “Cada uno de estos platillos, le brinda a nuestros clientes una extraordinaria experiencia…. En Calalú nos especializamos en alimentar también el buen ambiente y ofrecer buenos momentos para nuestros comensales, pues somos expertos en elaborar platos de primer nivel de steak y mariscos con seductores ingredientes que cautivan cada visita”.

Este peculiar restaurante, con un espacio de 180 mts2 y con capacidad para alrededor de 80 comensales, incluye dentro del menú platillos con el balance perfecto de la tierra y el mar, además de 6 nuevas y exquisitas opciones italianas como el Fetuccini Frutti di Mare y los Gnochis Rockefeller. El rango de precios de platos fuertes se encuentra entre Q114 y Q164.

Calalú sabe consentir a todos sus clientes y por ello, presenta un carrito especial de preparaciones calientes y frías, donde se cocina al gusto del invitado. Asímismo, cuenta con un Movil Bar, en donde se preparan cocteles y cualquier bebida al gusto, con ingredientes frescos y de calidad que caracterizan al restaurante.


“Cada creación es una historia, y desarrollarla nos toma alrededor de 3 meses desde el concepto hasta la ejecución. Nuestro objetivo es que las personas disfruten de una experiencia diferente, por ello, elaboramos con creatividad cada plato, pues es como entrar a un carnaval, donde cada platillo llega a la mesa de nuestros invitados adornado de conceptos desde lo más estrafalario hasta lo más divertido, pues en Calalú, la comida entra por los ojos”, agregó Rivera Cabrera.

Ubicado en el segundo nivel del área nueva de Plaza Fontabella, el horario de atención de Calalú es lunes de 12:00 a 22:00hrs; martes a sábado de 12:00 a 23:30hrs y domingo de 12:00 a 21:00hrs.





Comentarios

«
Next
Entrada más reciente
»
Entrada antigua