ads

Slider[Style1]

Style2

Style6

Style5[ImagesOnly]

Style3[OneLeft]

Style3[OneRight]

Style3[OneLeft]

Style3[OneRight]



La figura de la madre en Latinoamérica ha ido cambiando al compás de los avances tecnológicos. Casi con timidez, estas mujeres a las cuales no les sobra el tiempo, fueron hurgando en el mundo de las aplicaciones, las redes sociales y algunas páginas de Internet de específica utilidad hasta convertirse en expertas.



Después de mojarse las rodillas, las madres comenzaron a encontrar en la red, la posibilidad de unirse a personas que tenían las mismas inquietudes que ellas. Hoy, son quienes lideran el mercado de las opiniones y tienen papeles estelares en aplicaciones que comparan precios, otorgan descuentos, ofrecen clases de yoga, sesiones de entrenamiento físico o, simplemente, localizadores para no perderle pisada a sus hijos.

Como principales responsables en la toma de decisiones del hogar, su permanencia en Internet es sumamente activa. Suelen compartir sus búsquedas e intercambian impresiones con las marcas antes o después de adquirir un producto. Tal es así que las recomendaciones de otras madres suelen ser hasta el doble más efectivas que cualquier publicación o anuncio de las empresas en las redes sociales. Y esas marcas lo saben. Ellas tienen siempre a mano su Tablet, Smartphone o 2 en 1, con procesadores Intel, que se destacan por su mejor rendimiento, seguridad y compatibilidad con otros dispositivos.

“Las madres de hoy en día viven conectadas, lo que no les impide ser cada vez más productivas. Las marcas basan sus lanzamientos pensando en sus necesidades y basándose en las múltiples opiniones que ellas dejan al respecto de los productos que consumen. A su vez, esas opiniones repercuten en las decisiones de otras mujeres, que confían de ojos cerrados en sus pares. Son las tomadoras de decisiones de la mayoría de los hogares y conocen muy bien su terreno”, dijo Rocío Posadas, Gerente de Consumo de Intel para Latinoamérica.

Viven conectadas, expectantes, atentas. Las latinoamericanas, por caso, pasan en promedio dos horas diarias en Internet, tanto sea en las redes sociales, comprando (e-commerce) o, simplemente, navegando. Según datos de Deloitte/GI Latina, un 80% de ellas adquiere productos vía web. Sin embargo, lejos están esas mujeres de quedarse inmóviles, aisladas de su familia o que sean inactivas profesionalmente.

Por el contrario, saben aprovechar los beneficios de la tecnología para multiplicarse en sus tareas. Eso no significa que deban soportar la carga de pesadas mochilas repletas de cargadores, adaptadores y cables. Son prácticas, y eso las “obliga” a estar al tanto de los lanzamientos tecnológicos que puedan “hacer su vida más sencilla”.

No es casualidad que las madres latinoamericanas se estén volcando a la compra de dispositivos 2 en 1, esos que le dan toda la efectividad de una Laptop convencional para no desatender sus objetivos profesionales, y la flexibilidad de un dispositivo más liviano, para no tener que privarse de una tarde en familia. Tampoco dejan de lado otros dispositivos que adoptaron desde hace tiempo, como el Smartphone o la Tablet.

“No sorprende que las madres latinoamericanas prefieran dispositivos que combinan ligereza con productividad como los 2 en 1 ya que, además de trabajar duro, estas mujeres necesitan estar pendientes del cuidado de sus hijos, comunicarse con sus seres queridos y entretenerse de la forma que prefieran en sus momentos libres”, explicó Posadas. “Las claves son la movilidad que los dispositivos puedan otorgarles, ya que necesitan estar conectadas las 24 horas para atender a las necesidades de sus hijos, sobre todo si éstos son pequeños”, agregó la ejecutiva.

Los 2 en 1 también consiguen que las madres puedan realizar videoconferencias desde casa como si estuviesen en la sala de reunión de sus oficinas, enviar emails de urgencia cuando están por entrar al cine o editar un texto sin tener que perderse el partido de fútbol de sus hijos. No es casualidad que las mujeres latinoamericanas sean el 50% del caudal total de usuarios de la red y que, a su vez, solidifiquen su posición en la economía actual, liderando el 23% de las pequeñas empresas de la región, según un estudio de Inteligencia Económica de The Economist.

fuente: newsroom.intel.com





Comentarios

«
Next
Entrada más reciente
»
Entrada antigua